La piel también sufre el frío

Publicado por: 15/06/2016 0 comments 429 views

Los médicos dermatólogos indican que la piel en invierno requiere cuidados especiales, casi tanto como en verano.

 

Esta etapa del año nos obliga a mantener la piel cubierta de abrigo, sin embargo, nuestro rostro queda al descubierto y necesita un cuidado extremo durante esta temporada, ya sea en la ciudad, y especialmente en la nieve. Para quienes estén en la nieve, la protección debe ser aún mayor, ya que la nieve funciona como “espejo”, reflejando los rayos UV en un 85% y quemando o irritando la piel de una forma mucho más acelerada. Además, la altura aumenta los niveles de exposición de rayos UV, por lo que si estamos en las montañas debemos extremar los cuidados.

Quienes transcurran su invierno en la ciudad, deben tomar también sus precauciones, ya que muchos tienen la costumbre de pensar que el cuidado con protector solar debe ser únicamente en la playa o en la nieve. Según la Dra. Mónica Maiolino, miembro de la Sociedad Argentina de Dermatología “la aplicación de protectores solares debe estar presente en cada actividad al aire libre, permitiendo de esta forma disfrutar del sol de una manera saludable. También en invierno, porque si bien la radiación UV-B es menor, la UV-A es prácticamente constante todo el año, y esa es la radiación que provoca mayor fotoenvejecimiento porque es la que actúa a nivel profundo en la piel”.

En aquellos días que el sol se esconde tras las nubes son los días que pueden llegar a producirse la mayor parte de las quemaduras, debido a que las nubes no frenan los rayos ultravioletas que acaban lesionando nuestra fina y delicada piel del rostro.