Remedios y consejos para el dolor de garganta

Publicado por: 01/09/2016 0 comments 556 views

Ponete el fular, sacatelo. Ponete la campera, sacatela… Esta época se caracteriza por el “efecto cebolla” en el que llevamos varias capas y pasamos tanto calor como frío con lo cual nos tapamos o destapamos varias veces al día.  Y entonces… aparece el dolor de garganta.

 

En este periodo del año en un solo día puede hacer sol, lluvia, viento o nubes y nos adaptamos al momento pero es una ardua batalla contra nuestro sistema inmunológico. La aparición de dolor de garganta es muy habitual.

Aunque no es un problema grave sí que resulta muy molesto y puede hacer que comamos mal, no hablemos porque nos duele y que estemos a disgusto. El sólo hecho de toser o intentar tragar alimentos puede ser una “tortura” en ese momento si nos duele la garganta.

Algunos remedios caseros para el dolor de garganta

1.Dormir en un ambiente más húmedo  de lo habitual

Se puede hacer con la ayuda de un humidificador. La humedad adicional ayudará a calmar el dolor de garganta dolorida. Dicen que Mariah Carey antes de un concierto siempre duerme en una habitación llena de humidificadores. Aunque que llenar la habitación de humidificadores no sería muy aconsejable por los problemas de reuma que puede dar, sólo es necesario uno

2.Tomar un té caliente con miel

No hace falta decir que este es el clásico remedio de la abuela. En lugar de té se puede hacer con leche y miel, eso a gusto del consumidor.  Aunque parezca poca cosa es un remedio que hace años que se usa y que va bien para poder dormir con tranquilidad sin estar sufriendo por el molesto dolor.

3.Comer algo frío (helado)

Al igual que el calor, el frío puede llegar a adormecer la zona dolorida y aliviar la garganta. Y mejor comerlo chupándolo, no tragando trozos grandes que aún sería peor.

4.Gárgaras con vinagre de manzana

Éste posee propiedades anti-bacterianas. Simplemente mezclá dos cucharadas de vinagre de manzana soperas en medio vaso de agua y haz gargarismos con él.

5.Gárgaras con agua, sal y unas gotas de limón

Te ayudará tanto a calmar el dolor de garganta como a desbloquear las vías respiratorias en caso de tener congestión nasal.

Hay que decir que aunque la mayoría de veces las irritaciones de garganta se da por una infección vírica a veces que puede ser bacteriana. Recordá que siempre que el dolor de garganta venga acompañado de escalofríos o fiebre, o que veas que tienes las amígdalas inflamadas debés acudir a un médico. No se deben tomar antibióticos sin el consentimiento del médico. Si es por una infección vírica los antibióticos no nos servirán de nada y sólo pueden generar resistencias haciendo que luego no nos sirvan para una infección bacteriana.

Y mejor que no comas alimentos que puedan irritarte aún más la garganta como los cítricos. En caso de que el dolor no pueda dejarte dormir podes recurrir a los analgésicos como el paracetamol o ibuprofeno (éste también servirá para desinflamar la garganta por lo que suele dar mejores resultados).

Luego no debemos olvidar los caramelos para la garganta. Nos pueden servir los de eucalipto o menta porque el mentol es frío y hace ese efecto calmante como el helado.

Otro tipo serían los caramelos de miel y limón que tiene una acción antiséptica sobre la garganta y que además la suaviza.

Luego estarían los “caramelos” para chupar para la garganta que contienen principios activos como antisépticos, anestésicos, anti-bacterianos o anti-inflamatorios.