Sarampión y Rubeóla: suman una dosis de Triple Viral a niños de entre 1 y 4 años

Publicado por: 14/08/2018 0 comments 20 views

Si tu hijo tiene entre 13 meses y 4 años deberá recibir una dosis adicional y obligatoria de la vacuna contra el sarampión y la rubéola. La campaña es a nivel nacional, y se lanzó en 2017. La vacuna, que se aplicará entre el 1 de octubre  y el 30 de noviembre, es gratuita y no requiere orden médica.

El Ministerio de Salud realizará durante octubre y noviembre la Campaña Nacional de Seguimiento de Vacunación contra el sarampión y la rubéola, con la aplicación de una dosis extra de la vacuna triple viral a niños de 1 a 4 años.

La medida fue dispuesta mediante la Resolución 2334-E/2017 y contempla la realización de una campaña de vacunación gratuita y obligatoria.

Como parte de la estrategia de erradicación de la rubéola, el síndrome de rubéola congénita y el sarampión, se efectúan cada 5 años campañas de seguimiento durante las cuales todos los niños que integran la población objetivo deben vacunarse con una dosis extra de la vacuna, independientemente de la cantidad de dosis recibidas con anterioridad.

La vacuna triple viral se aplica en dos dosis: la primera a los 12 meses de vida y la segunda a los 5-6 años, en el ingreso escolar. Los niños y niñas que no la recibieron a esas edades o que no tengan las dos dosis aplicadas, deben hacerlo en el momento que se detecte el esquema incompleto. Toda persona mayor de 1 año nacida después de 1965 debe acreditar dos dosis de vacuna triple/doble viral.

La campaña de seguimiento, que se realizará en octubre y noviembre de 2018 y prevé alcanzar al 95% de la población de la franja etaria establecida, contará con materiales descartables y carnets vacunatorios provistos por el Ministerio de Salud de la Nación.

El sarampión puede causar graves complicaciones, principalmente en niños menores de cinco años o desnutridos, tales como neumonía, convulsiones, meningoencefalitis, ceguera, retraso mental grave y trastornos degenerativos tardíos del sistema nervioso central.

Es una enfermedad viral muy contagiosa y potencialmente grave, que se propaga fácilmente cuando la persona infectada elimina secreciones respiratorias al hablar, toser o estornudar, o por estar en contacto con cualquier objeto contaminado.

Afecta sobre todo a los niños y en algunos casos puede ser letal.

Los síntomas que puede presentar son: fiebre alta; secreción nasal, conjuntivitis y tos; pequeñas manchas blancas en la cara interna de la mejilla; y erupción en la cara y cuello que se va extendiendo al resto del cuerpo.